40 listas se retiraron de las elecciones internas del Polo por falta de garantías

Como consecuencia de las decisiones arbitrarias adoptadas por los dos sectores que dominan el Comité Ejecutivo Nacional del Polo Democrático: el Moir del senador Jorge Robledo y el autodenominado Polo Social de Clara López y Jaime Dussán, varios militantes y dirigentes de distintas tendencias determinaron no participar en las elecciones de este domingo 30 de septiembre en las que se eligen a los delegados al Congreso Nacional de ese partido.
De esta manera, se han retirado 40 listas entre nacionales y territoriales que se habían inscrito para esta justa electoral interna, con lo cual el proceso político del Polo queda deslegitimado. Tras el anuncio del representante a la Cámara, Iván Cepeda y la activista de derechos humanos, Gloria Cuartas de marginarse de esta contienda electoral, varias tendencias hicieron lo mismo. A esto se suma el hecho de que otros sectores como Polo al Sur, Revolución de la Esperanza y Colectivo Socialista María Cano, emitieron un comunicado anunciando su no participación por considerar que el próximo Congreso del Polo Democrático será“antidemocrático e ilegal”.
Todos los sectores que se marginan de los comicios de este domingo señalan que la falta de garantías para no participar se evidencia en las exclusiones, y vetos a nombres y listas, el desconocimiento a las decisiones de la Comisión de Ética, y hasta la prohibición de visitar la sede nacional del partido. Igualmente, estos sectores han manifestado su voluntad de permanecer en el Polo Democrático Alternativo dando la lucha por su democratización y depuración.
CNE: ACEPTA IMPUGNACIÓN A DECISIONES DEL PDA
Por Luis Ignacio Sandoval.
El Consejo Nacional Electoral CNE aceptó la impugnación del Partido Comunista a decisiones del CEN del PDA que excluyen a varios de sus miembros, aunque no aceptó la suspensión del certamen electoral que se pedía. Dio también un plazo de 5 días a la Dirección del PDA para que se manifieste sobre los cargos que se le formulan y allegue documentación acerca de las decisiones tomadas por ella. Aceptada la impugnación quiere decir que hay un proceso en curso. Ese proceso no surte efectos ahora pero puede producirlos dentro de algunas semanas, sin duda antes del Congreso. Ahora se tiene un nuevo elemento que son los recientes pronunciamientos y decisiones de la Comisión de Ética, los cuales alimentarán las nuevas consideraciones que haga el CNE si se allegan al proceso.
Constituye una responsabilidad política elemental adelantar las acciones jurídicas correspondientes a las arbitrarias actuaciones del CEN. No se puede dejar a un solo sector la carga de adelantar la acción jurídica. Se requiere constituir un equipo de juristas demócratas, conocedores del derecho electoral y partidario, para que analicen, recomienden y, finalmente, adelanten ante el CNE, u otras instancias, las acciones correspondientes. El espacio y las expresiones críticas crecen cada día dentro y fuera del Polo. Esa fuerza acrecentaría su impacto si actuara con algún grado de cohesión. Tan válido es criticar y no participar, como criticar y participar. Solo las posturas acríticas estarían legitimando el actual estado de cosas.
Aún quienes retiran sus listas declaran seguir perteneciendo al partido. Los actores de la impostura han tenido que enfrentar una valerosa posición crítica en toda circunstancia, incluida la más reciente rueda de prensa, si no hubiera sido así estarían tranquilos en sus posturas antidemocráticas. Hay que continuar dando la batalla. No será inútil. La impostura tendrá fin.
Anuncios

Declaració​n Conjunta del ELN – FARC-EP

Tomado de Voces por Colombia

     El Ejercito de Liberación Nacional (ELN) y Las Fuerzas armadas Revolucionarias de Colombia, Ejército del Pueblo (FARC-EP), inspirados en los más profundos sentimientos de hermandad, solidaridad y camaradería, con optimismo y elevada moral de combate, estrechados en un fuerte abrazo de esperanza en el cambio    revolucionario, nos hemos reunido para analizar la situación política nacional e internacional, los problemas de la guerra y de la paz en Colombia y avanzar en el proceso de unidad que desde el año 2009 venimos forjando paso a paso, con el propósito de hacer converger ideas y acciones que permitan enfrentar junto al pueblo a la oligarquía y al imperialismo como elementos que imponen la explotación y la miseria en nuestra patria.

Indoblegable determinación nuestra, es continuar la búsqueda de una paz que para Colombia y el continente signifiquen el establecimiento de la verdadera democracia, la soberanía popular, la justicia social y la libertad. Realizamos esta reunión, en momentos en que se desarrolla la más profunda crisis del sistema capitalista mundial, caracterizada por una desaforada carrera de guerras de invasión, saqueo y sobreexplotación de los recursos de la naturaleza, precarización de las condiciones de trabajo, que condenan al hambre y la muerte a millones de seres humanos en un planeta conducido por la voracidad del imperialismo, hacia el caos y la destrucción.

En nuestra patria las calamidades generadas por este sistema de inhumana sobre-explotación y exclusión de las pobrerías, ha escalado la desigualdad y profundizado la confrontación de clases en dimensiones nunca antes vistas, las cuales derivan directamente de la aplicación sostenida y desbocada de políticas neoliberales que favorecen a los grandes grupos financieros y grandes corporaciones transnacionales, en detrimento de las mayorías nacionales. Dentro del panorama internacional de crisis sistémica del capital, que muestra sus rostros múltiples de debacle financiera, económica, ambiental, urbanística, energética, militar, política, institucional, moral y cultural, Colombia se configura como un país de economía reprimarizada y financiarizada.

A esa condición la han llevado los detentadores del poder, para    permitir el saqueo que significa la extracción desaforada, el robo de sus recursos naturales y la especulación financiera. Millones de compatriotas han sido lanzados a la miseria y la guerra, impuesta por las élites para acallar la inconformidad de las mayorías frente a esta iniquidad. El gobierno de Juan Manuel Santos fue instaurado para garantizar la continuidad de los planes de desposeción por despojo que sobre el pueblo colombiano impone el imperialismo.

    Una nueva espacialidad del Capital acompañada de ordenamientos jurídicos y disposiciones militaristas de seguridad y defensa inmersas en la vieja Doctrina de la Seguridad Nacional y terrorismo de Estado, se afianza en nuestro país para blindar los “derechos” del capital, el bienestar de los ricos a costa de los trabajadores y del pueblo más humilde. Dentro de esa perspectiva se define la nueva etapa de despojo de tierras que hoy se disfraza con el falso nombre de restitución. En la práctica, a los millones de desplazados y víctimas de las sucesivas etapas de despojo violento auspiciadas por el Estado, se suman ahora nuevas legiones de campesinos, indígenas, y gente sencilla en general, a los que se les arrebatará o se les niega ya la tierra mediante procedimientos de engañosa legalidad, engrosándose aún más las cifras de pobreza y de indigencia que colocan a Colombia en el rango del tercer país más desigual del mundo.

Es este el sentido cruel de la seguridad inversionista y de la prosperidad que difunde el presidente Juan Manuel Santos, mientras se sigue encarcelando, asesinando y reprimiendo a sus opositores. Frente a esta realidad no puede haber otro camino para los revolucionarios que la unidad y la lucha, la acción de masas en las calles, el levantamiento popular en el campo y las ciudades, retando la criminalización de la protesta y exigiendo al gobierno reales hechos de paz, que no pueden ser otra cosa que hechos de solución a los problemas sociales y políticos que padecen las mayorías por cuenta del terrorismo Estado de la casta gobernante cuyas tendencias más guerreristas han conducido los destinos del país durante la última década.

No es con demagogia y amenazas de represión y más guerra que se pondrá fin al conflicto. No es con más compra de material bélico ni entregando el país al pentágono que se alcanzará la paz; no es con planes guerreristas y de tierra arrasada, como el “Plan Patriota” o el “Espada de Honor” como se logrará la reconciliación de los colombianos. Mucho menos dando ultimatums a la insurgencia a partir de la idea vana de que la paz sería el producto de una quimérica    victoria militar del régimen, que lleve de rodillas a la insurgencia, rendida y desmovilizada, ante ese adefesio llamado marco jurídico para la paz.

Nuestra voluntad de paz radica en el convencimiento de que el destino de Colombia no puede depender de los intereses ruines de la oligarquía. Los cambios políticos y sociales con la participación y decisión plenos del pueblo son una necesidad y un requerimiento inevitable. Por ello la unidad y la movilización del pueblo en favor de los cambios estructurales para, sobre la base de la justicia, construir la paz, son la verdadera llave de su conquista.
Con pasos firmes de unidad en el pensamiento y en la acción, fraternalmente,

COMANDO CENTRAL, ELN.

SECRETARIADO DEL ESTADO MAYOR CENTRAL, FARC-EP.

Montañas de Colombia, septiembre de 2012

Movimiento por la Constituye​nte Popular tambien retiran listas al III Congreso del PDA

Doctora
Clara López Obregón
Presidenta del PDA. La ciudad.
Asunto: No participación y retiro de listas para elección de delegados al III Congreso del PDA
Reciba respetuoso saludo.
La Dirección Nacional, del Movimiento por la Constituyente Popular MCP- POLO, nos permitimos comunicarle a usted y por su intermedio a todo el PDA y a la opinión pública:
1. Que durante los días 22 y 23 de septiembre del 2012, en Bogotá, realizamos nuestra III Convención Nacional, en donde adoptamos unas definiciones políticas con las cuales seguiremos actuando a nivel de PDA y en lucha social y popular de nuestro país.
2. Que analizadas las condiciones internas y externas del proceso electoral del próximo 30 de septiembre del 2012, en el cual el PDA, elige sus delegados al III Congreso; llegamos a las conclusiones de que no existen garantías para nuestras listas por las actitudes, anti estatutarias, antidemocráticas y excluyentes con las cuales la mayoría de los integrantes, de la Dirección Nacional del PDA vienen actuando: en el CEN, Comité Garantías electorales, prensa y propaganda y la parte financiera y logística; pero de manera mas grave es la creciente militarización y persecución que se viene aplicado a las organizaciones sociales y políticas del campo democrático, progresista y de izquierda como la nuestra, por parte del gobierno y régimen, que hacen imposible nuestro actuar en desarrollo de nuestra campaña política y electoral, como son los casos de Norte de Santander, Cauca, Nariño, Valle , Antioquia, Caldas y la costa Atlántica, en donde actuamos como movimiento político.
3. En ese sentido, respaldamos las expresiones de inconformidad y rechazo de los compañeros y compañeras dirigentes del PDA que se han retirado del presente proceso eleccionario, por las decisiones de la mayoría del Comité Ejecutivo Nacional de expulsar a los dirigentes y base del Partido Comunista Colombiano y la exclusión de sus listas que son una demostración mas del espíritu sectario, anti-estatutario, anti-democrático y excluyente que se impuso en la vida interna del Polo.
Por las anteriores consideraciones, tomamos de manera autónoma y colectiva la decisión de no participar en el proceso eleccionario del próximo 30 de septiembre para elegir los delegados al III Congreso del PDA y por lo tanto retirar nuestras listas que inscribimos, así:
Lista nacional No. 8 que encabeza Tarsicio Rivera Muñoz. Las listas territoriales propias: Bogotá la No.114 que encabeza Juan Mauricio Álvarez. Caldas la No. 101, que encabeza Moisés gallego Norte de Santander la No. 104, que encabeza Saúl Alfonso Cáceres. Guajira la No 105, que encabeza Edilberto Contreras Valle del Cauca la No 110, que encabeza Ana Cristina Bermúdez. De igual manera retiramos los nombres de nuestros dirigentes y militantes del MCP, de las listas unitarias y con voto preferente, así: Antioquia la No. 108, Bolívar la No. 104, Nariño la No 106 y Cauca la No. 103.
Atentamente.
DIRECCION NACIONAL DEL MOVIMIENTO POR LA CONSTITUYENTE POPULAR  PDA
Over Dorado Cardona  
       CORDINADOR NACIONAL       
Tarsicio Rivera Muñoz
Integrante CEN del PDA
¡ABAJO EL ACUERDO NACIONAL DE SANTOS!
¡ATRAS LAS BASES MILITARES YANQUIS!
MCP-POLO

PROBLEMA CARCELARIO, UNA BOMBA DE TIEMPO

En 142 establecimientos carcelarios mal viven más de 111 mil colombianos(as)

 

Por César A. Luque F.

 

En Colombia de vieja data se cree, sin ningún rigor científico, que gran parte de los problemas nacionales, por lo general sociales, se arreglan catalogándolos como delitos, o como decimos los abogados, tipificándolos en el Código Penal como conductas sujetas a pena, por lo general prisión, olvidando que el derecho penal debe ser de ultima ratio (derecho penal mínimo), o lo que es lo mismo, cuando otras soluciones no funcionan, si establecerlas como delitos. Aquí pasa lo contrario. Sin agotar otras vías, de una vez, para quedar bien ante la opinión pública, por lo general desinformada y ávida de venganza, se convierte cualquier conducta en delito, para después aplicárselo a ella misma. Las reformas penales demuestran la falta de estudio que se ha dado por ejemplo para contemplar la pena máxima. Hasta 1863 existía la pena de muerte, desaparecida hasta 1886, cuando nuevamente fue establecida, para ser eliminada definitivamente, espero, en 1910. Entonces la prisión se convirtió en la mayor pena, la que ha subido y bajado como el juego del yo – yo, así:

 

Desde Hasta Pena   prisión Desde   Hasta Pena   prisión
1863 1890 10   años 1890   1936 20   años
1936   1980 24   años 1980 1993 30   años
1993 2000 60   años 2000 2004 40   años
2004 Ahora 60   años 2000   Ahora Aforados   40 años

 

Ese mero ejemplo permite ver la falta de una verdadera política criminal, que facilita cada cierto tiempo aumentar las penas y crear nuevos delitos, tras un escándalo mediático, cuando algún congresista o el gobierno, para quedar bien aumentan las penas, llevando el sistema penal al llamado sistema penal máximo, que consiste en tenerlo todo en el Código Penal, sin tener en cuenta la mutación de las formas de criminalidad, que a decir del tratadista italiano Luigui Ferrajoli adopta dos formas, la de los poderes criminales y la de los crímenes de poder, siendo representada la primera en el crimen organizado (bandas, carteles, organizaciones terroristas) y la segunda en los poderes económicos y privados transnacionales (corrupción, devastación de los recursos naturales, degradación ambiental), donde se persigue una, la primera, pero se permite a la segunda acumular más riquezas, aunque ocasione un deterioro igual o peor al primero, y peor aún se persigue con inusual drasticidad el crimen social, resultado de una sociedad desigual, sin oportunidades.

 

Así hemos llegado a un sistema de impunidad donde lo económico está por encima de lo social, donde la impunidad crea una verdadera estructura social, en países de institucionalidad débil como el nuestro, en que los poderosos aprovechan el desbalanceado sistema para obtener provecho, sin reproche, como cuando una transnacional devasta el medio ambiente para apropiarse de un recurso natural, explotando de paso a sus trabajadores para obtener una gran ganancia económica, sin recibir critica alguna por eso, más bien logrando colarse socialmente, con gran nombre, estilo Pacific Rubiales. En ese panorama es que ha nacido un sistema penal económico, llamado premial, impulsado por los EE.UU., donde se premia al delincuente que delate a otro, que debe ser más importante que él en la cadena criminal, solo que aquí, algunos jefes criminales logran beneficios, denunciando subalternos, pervirtiendo el sistema bajo un ropaje legal, que ha creado mayor impunidad.

 

Ante esta nueva realidad, se hace necesaria la presencia del llamado chivo expiatorio, sobre el que a decir de Ferrajoli se vuelcan los miedos, tensiones sociales y frustraciones de la mayoría de la población, y ese es el pequeño delincuente, contra el que debe haber tolerancia cero, mientras los poderosos gozan de total impunidad, sin ninguna protesta social, siendo que los llamados crímenes de “cuello blanco” producen mayores sufrimientos y muertes que todos los crímenes comunes juntos. Devastaciones ambientales, accidentes de trabajo, catástrofes económicas, adulteración de alimentos, apropiación de bienes públicos, estafas masivas, cohechos, corrupción administrativa, producen más daño, aunque la sociedad no lo perciba, que crímenes comunes, creando así un derecho penal dúctil con los ricos y poderosos, e inflexible con los pobres y marginados. Así se da una justicia a la medida del poder, donde penas aparentemente severas, por rebajas y otros beneficios, se convierten en rey de burlas, problema que Cesare Beccaria ya advertía en el siglo XVIII, cuando decía: “la certeza de un castigo, aun moderado, producirá siempre una impresión más honda que el temor de otro más terrible, unido a la esperanza de la impunidad”.

 

En ese marco de resquebrajamiento legal es que en agosto de 2012 había 111.979 reclusos en Colombia, 8.478 mujeres y 103.501 hombres, con un hacinamiento del 48%, ya que con una capacidad para 75.676 reclusos, hay 36.303 reclusos de sobrecupo. Así la regional del Inpec del Noroeste (Chocó y Antioquia) tiene un sobrecupo del 81%, mientras en la regional Central (Bogotá, Huila, Meta, Amazonas, Boyacá, Cundinamarca, Caquetá, Tolima y Casanare) el hacinamiento es del 33.3%. La cárcel con más sobrecupo es la de Riohacha (Guajira) con el 345%, ya que teniendo capacidad para 100 reclusos, tiene 445. Villahermosa de Cali llega al sobrecupo de 224.5%, con un cupo de 1.667 presos, tiene 5.409, siguiendo en la clasificación, Vistahermosa de Medellín que con capacidad de 2.424 presos, alberga 7.825, teniendo un 222.8% de sobrecupo, estando también la cárcel de Barrancabermeja con un 217% de hacinamiento, y la de Santa Marta con un 207.4%.

 

La Modelo de Bogotá con capacidad de 2.907 reclusos, tiene 7.519, con un sobrecupo del 158.7%, mientras La Picota con 4.931 cupos, tiene 7.691 reclusos, para un sobrecupo del 56%, dándose en estos establecimientos un fenómeno que viola el Código Penitenciario, es que en cárceles, como la Modelo, no debían existir condenados, pero tiene 3.273, mientras que las penitenciarias no debían tener sindicados, la Picota tiene 1.065 sindicados. Hoy más que nunca se requiere crear una política criminal, donde tengan voz y voto, académicos, funcionarios judiciales, partidos políticos, congresistas, abogados litigantes, reclusos, sectores interesados de la sociedad, guardianes, órganos de control, organizaciones de DD.HH. y muchos más, si queremos que algún día tengamos una justicia verdadera y no aparente, como ahora.

 

NOTA: En el caso de la ex reina y actriz Valerie Domínguez vergonzoso lo que hizo la Fiscalía, patrocinar a los Dávila al absolverlos de responsabilidad y convertirlos en testigos. Mientras tanto impecable la defensa adelantada por el maestro Yesid Reyes.

Dejad que pasen a la historia como sepultureros de sueños

Por Sigifredo Arevalo Osorio
¡Dejad que se queden con el cadáver insepulto!
Dejad que disfruten de sus victorias pírricas, que ellas cavaran sus sepulturas en el árido desierto  del olvido.
Dejad que como las grandes aves carroñeras se pavonen en las alturas antes del  bestial y fétido banquete.
Dejad que como Abraham, sacrifiquen a sus hermanos e hijos, en el altar de la impúdica lujuriosa soberbia y la mansa obediencia al sistema.
Dejad que sus largas narices pinochescas se deleiten con el aroma de la putrefacta e insolente victoria.
Dejad que las cadenas que los atan, en terca y tenaz tenaza destruyan la muralla quebradiza de esta fugaz alianza, que ellas terminaran estrangulándoles antes que cante el gallo.
Dejad que se arrullen por el cantico de sirenas, que el despertar les será doloroso y frustrante al ver los estragos de su falaz victoria.
Dejad que se queden con el cascaron, deja que se soslayen con las ruinas, de sus demenciales actos.
Dejad que como astuta y sagas sierpe devoren las entrañas del primogénito de todos, por que esa será su mayor marca.
Dejad que entreguen vuestras cabezas en bandejas de plata, al altar de las curules, dejad que su gemido ansioso, “mi organización por la curul”  sea su grito de batalla.
Dejad que las amarillas  banderas ondeen a media asta, anunciando que la perfidia fue consumada.
Que griten, que vitoreen, que se emborrachen de soberbia y de arrogancia, recordad que los pueblos siempre son mas grandes que dirigentes sinuosos y petulantes.
No vais al matadero como mansas ovejas, a cobijar su insania.  Dejadle solos que sientan lo doloroso de sus mañas.
No seáis cómplices de  tal letal y cínica celada.
Dejad que sus arrogantes y autoritarias cabezas sean coronadas.
Dejad que ondeen a media asta, las amarillas y negras banderas por que han asesinado un sueño, por que han pisoteado y reventado una esperanza, por que ellos son sepultureros de sueños y esperanzas.
Dejadles sus curules, sus discursos, sus practicas y aun el nombre, id al pueblo que esta esperando, recordad que el pueblo es ancho y ajeno reconstruyamos desde abajo la esperanza.
Acordaos que “primero echaron a los derechistas y todos nos regocijamos, después echaron a los petristas, progresistas y un aire de frescor nos recorrió, después echaron  a los comunistas y a los  patriotas  y ahora…..”.
Aprovechad la coyuntura, dadle un nuevo rumbo, organicémonos en un espacio donde las ideas y los seres humanos valgan mas que las curules, que las curules sean medios y no fines, que este treinta se sienta la fuerza  de los de abajo, dejadlos solos con sus urnas, dejadlos solos con su escarnio.
Por que ellos son sepultureros de sueños y esperanzas.

COMUNICADO DE LA COMISIÓN NACIONAL DE ETICA Y GARANTÍAS DEL POLO

La Comisión Nacional de Ética y Garantías del Polo Democrático Alternativo, en cumplimiento de sus funciones estatutarias para “vigilar, controlar, decidir e informar sobre el cumplimiento de las normas contenidas en la Ley, los Estatutos del Partido y su código de ética” en su reunión del 21 de septiembre de 2012, emitió decisión No. 23 sobre la Resolución 059 y la “Declaración Política”  adoptada por el Comité Ejecutivo Nacional el pasado 9 de agosto del 2012:
o   Iniciar investigación preliminar a los miembros del Comité Ejecutivo Nacional que votaron favorablemente la Resolución 059 y la “Declaración Política” por incurrir en extralimitación de funciones al  reglamentar el proceso de inscripción de delegados y delegadas al III Congreso Nacional y decidir la exclusión del Partido Comunista Colombiano del Polo Democrático Alternativo, en contravía de los artículos 3,7, 8, 25 y 39 de los Estatutos, los artículos 1 y 4 de la Ley 1475 de 2011, y los artículos 13, 29 y 40 de la Constitución Nacional.
o   Suspender los efectos de la “Declaración Juramentada” como requisito para la inscripción de listas para elegir delegados o delegadas al III Congreso Nacional del PDA, y los que se deriven de la  “Declaración Política del Comité Ejecutivo Nacional” sobre exclusión colectiva del Partido Comunista Colombiano del Polo Democrático Alternativo.
o   Exigir al CEN, abstenerse  de tomar determinaciones de reforma estatutaria y sanción disciplinaria que no le corresponden según las disposiciones que sobre diferenciación de funciones y respeto al debido proceso son competencia del Congreso Nacional y de este órgano de control según los Estatutos, la ley 1475 de 2011 y la Constitución Nacional.
o   Introducir los correctivos inmediatos necesarios para que todas las etapas de preparación y realización del III Congreso Nacional se ajusten al espíritu democrático fundacional del Polo Democrático Alternativo, y a los criterios de legitimidad, representatividad e igualdad de condiciones contenidos en el Ideario de Unidad, los Estatutos y la Declaración de la Conferencia Ideológica Nacional de julio de 2012.
o   Llamar a prevención a quienes resulten electos como delegadas o delegadas al III Congreso Nacional del PDA para que las reformas estatutarias que en estas condiciones lleguen a realizarse se ajusten, en todos los casos, a las normas constitucionales y legales vigentes sobre organización de partidos políticos.
o   Exigir al CEN respetar la autonomía, independencia, competencias y funciones de la CNEG para controlar las actividades de los demás órganos del partido, incluidos sus niveles directivos, y para investigar y aplicar sanciones a sus militantes en casos de vulneración del  Ideario de Unidad, los Estatutos, el Código de Ética y la prohibición constitucional de la doble militancia.
Bogotá, D.C.  Septiembre 25 de 2012
COMISION NACIONAL DE ETICA Y GARANTIAS DEL PDA
Teléfonos de contacto: Donka Antanassova, cel: 3174338501; Aura María Puyana cel:3103127444 y Agústín Jiménez, cel: 3152530696.