Quiénes se deben beneficiar del fallo de la Corte Internacional de La Haya?

Círculo Nacional de Eestudios José Antonio Galán

Sin la más mínima expresión de nacionalismo o chovinismo de las partes, una solución soberana mutua económica, social y de respeto debe darse ante todo a favor de los raizales de dichas islas, cayos y de todos sus habitantes como para los del continente y los dos Estados en controversia sin que ningún tercer Estado o monopolio privado transnacional quiera sacar ventaja económica o de explotación unilateral alguna.

Copiándole a Alvaro Uribe el espíritu camorrero y prepotente, el Presidente Santos inicialmente ha querido desconocer y se niega a aplicar el fallo jurídico de la Corte de la Haya y hasta pensar en el retiro de dicha entidad sin importarle la repercusión mundial en contra por el desacato a las normas internacionales de convivencia y de paz entre los Estados, proponiendo una DESGASTANTE BATALLA JURÍDICA MUNDIAL UTILZANDO SIN MEDIDA LOS RECURSOS ECONÓMICOS DEL TESORO PÚBLICO, cuyos abogados de su clase y renombre serían los enriquecidos con los funcionarios del Estado comisionados para tal fin para llegar luego al final sensato de acatar dicho fallo.

Por lo tanto, si esencialmente la diferencia está en la delimitación marítima en cuyas riquezas submarinas se encuentra el petróleo, la pesca abundante variada y otras todavía no identificadas, lo correcto es que, mediante convenios multilaterales y empresas públicas binacionales, se realice la explotación conjunta en todo orden por Colombia y Nicaragua ante todo con su propia fuerza laboral, contratando la mejor tecnología e inversión controlada soberanamente con los denominados países emergentes como CHINA-INDIA-BRASIL-RUSIA, entre otros.

Los pueblos Colombiano y Nicaragüense verían en dicha acción soberana de los dos países el verdadero sentido patrio de sus gobernantes que fortalecerían sus economías para beneficio de quienes viven en las islas, cayos y en el continente. Pasando del aspecto contemplativo de sus límites geográficos, soberanía y riquezas naturales a superar el estado de miseria y desocupación en que se debaten sus pobladores terrestres y marítimos. Fortalecer la economía del Estado Colombiano dentro de una economía de mercado multiforme fortaleciendo el mercado interno con un claro proteccionismo soberano es una necesidad inmediata y constante para beneficio de todos los sectores colombianos.

 

 

 

Anuncios

Un pensamiento en “Quiénes se deben beneficiar del fallo de la Corte Internacional de La Haya?”

  1. Importante reflexión … pero nos parece que además de considerar de manera destacada la situación y consideraciones de los pescadores artesanales y las comunidades raizales en general, es necesario valorar las alertas ambientales sobre los riesgos para la riqueza ictiológica, los bancos coralinos y demás especies ante los cantos de sirena de una eventual explotación petrolera que puede (a nombre del mal-desarrollo que sabemos) arrasar no solo con el turismo sino con la vida misma. No se trata pues de solo empresas binacionales sino de la clase de empresas que se propongan, es decir, ambientalmente amables con el entorno. Un ecoturismo bien entendido y mejor practicado bien puede ser parte de propósitos binacionales que incluyan la costa nicaragüense y las islas y cayos en su oferta.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s