JUSTA LUCHA DE LOS TRABAJADORES DE LA RAMA JUDICIAL

El paro nacional que hoy ajusta 17 días, es una respuesta de los trabajadores y trabajadoras de la justicia a la demagogia, maltrato y represión que reciben por parte de los diferentes gobiernos de Colombia y en especial por el que Preside Juan Manuel Santos. Exigimos al gobierno de Santos y a su Señora Ministra de Justicia Ruth Stella Correa, darle solución de fondo y definitiva a la exigencias de tipo gremial y político de los 48.000 trabajadores entre Jueces, Fiscales y otros funcionarios de la Rama Judicial afiliados en ASONAL JUDICIAL.

Las razones del paro nacional son gremiales y políticas.

ASONAL JUDICIAL, le viene exigiendo al gobierno Santos el cumplimiento de  la Ley 4 de 1992, la cual le ordena al Presidente de la Republica nivelar los salarios de todos los jueces, fiscales y funcionarios de la justicia, pues solo desde esa fecha se le ha nivelado a los Magistrados de Tribunal de acuerdo a lo que devengan sus pares de las altas corporaciones, donde se deja por fuera a la gran mayoría de los jueces y funcionarios que conforman la base judicial. El Congreso de la Republica –de bolsillo del gobierno- no aprobó dentro del presupuesto nacional nada en relación con la nivelación salarial.

Frente a esta decisión del gobierno y del Congreso de la Republica, ASONAL JUDICIAL llevó a la mesa de negociaciones una propuesta que  obliga Santos a reconocer esta suma en el transcurso de tres años, lo que fue rechazado por la Ministra de Justicia. El gobierno demagogo, mentiroso y represivo de Juan Manuel Santos, plantea hacer este ajuste solo en el año 2027, o sea, 15 años después, lo que se convierte en una propuesta provocadora, malintencionada la  cual no permite darle salida al conflicto laboral y social que se tiene con el Paro Nacional. Es por ello, la intransigencia del gobierno que ASONAL JUDICIAL continua con su justa lucha.

La lucha es además política, pues implica la exigencia del incremento del presupuesto para la Rama Judicial. La promesa del gobierno era un incremento de presupuesto para reajuste de salarios, crecimiento de planta y mejoramiento de las condiciones locativas de la justicia en Colombia, pero el presupuesto incluso se redujo con respeto al vigente. La falta de personal en la Fiscalía y en los despachos judiciales no permite ser eficientes y efectivos en la administración de justicia, el cumulo de denuncias crece a diario, los procesos incrementan, pero lo único que reduce es el personal en la rama y su presupuesto. La no voluntad política del Ejecutivo y el legislativo para otorgar el presupuesto necesario y suficiente a la Rama del poder judicial, genera niveles de dependencia, no aporta  a su autonomía  e independencia como uno de los poderes públicos del Estado.

La verdad, el castigo, la reparación y repetición se convierten con esta medida del gobierno en “un canto a la  bandera” sin resultados concretos, lo que necesariamente profundiza la impunidad reinante frente a la violación de los DDHH y los crímenes de lesa humanidad  en nuestro país. La lucha de ASONAL JUDICIAL, le exige al gobierno no más inversión para la guerra y para el pago del servicio de la deuda, y sí para la Justicia en el país, exigencia que el gobierno no está dispuesto a cumplir  por  su posición y enfoque político.

Nuestro llamado y compromiso:

A la solidaridad efectiva con el conflicto de los trabajadores de la justicia en Colombia y su solución favorable a sus intereses.

Que  el paro nacional contribuya a la articulación y coordinación de la luchas del movimiento social y popular en todo el país.

Que ASONAL JUDUCIAL consolide su unidad interna y orgánica como un aporte a la unidad del movimiento sindical y del movimiento social y popular.

Sin duda, esta lucha expresa la continuidad del proceso de ascenso de las masas en Colombia, expresa el descontento con las políticas del gobierno  Santos y  expresa que existen sectores organizados en el país que no están con la “unidad nacional” del gobierno Santos, que no están dispuesto a estar sumisos frente  a la violación de los derechos laborales y políticos.

Este paro nacional es la manifestación del descontento con el gobierno y sus políticas, es la manifestación de la búsqueda incesante por condiciones de vida económica y materiales dignas para los trabajadores y el pueblo en general. El paro es un gran aporte a ese movimiento de oposición no solo al gobierno sino al régimen, el cual nos acerca cada día en la búsqueda y conquista de un gobierno democrático, patriótico y popular en nuestro país.

COLECTIVO NACIONAL SINDICAL CLASISTA“GUILLERMO MARÍN”

DIRECCION NACIONAL

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s