Colsubsidio condenada por desacato

Por César A. Luque F.

Después que por sentencia T-938 de 2011 la Corte Constitucional ordenó a la Caja Colombiana de Subsidio Familiar (COLSUBSIDIO) reintegrar a los trabajadores despedidos por hacer un sindicato, y que pasado casi un año desde la decisión, la Caja se ha negado sistemáticamente a cumplir la orden, el Juzgado Primero (1º) Promiscuo Municipal de Paipa (Boyacá) ha decretado el desacato de la decisión, ordenado el arresto del representante legal de la Caja en materia laboral, Ricardo Pérez Gaviria, y el pago de una multa en algunos pocos salarios mínimos con destino al Consejo Superior de la Judicatura.

Después que la Fiscalía General de la Nación no pudo llevar a la cárcel a siete trabajadores, cinco trabajadoras y dos trabajadores, hoy sin un trabajo formal, la siguiente decisión judicial en este caso se produjo en el Juzgado que conoció en primera instancia la tutela fallada por la Corte Constitucional, cuando al resolver un incidente de desacato condena a COLSUBSIDIO por su constante incumplimiento de la decisión, ya que se sigue negando a reintegrar los trabajadores, esplegando acciones tendientes a lograr que ellos acepten una suma de dinero, que no recoge los perjuicios ocasionados a los trabajadores, con el fin de dar por terminado el contrato de trabajo y no reintegrarlos, para que los demás trabajadores no se unan a ellos en la creación de un nuevo sindicato que los represente frente a la Caja, entidad que siendo patrimonio de los trabajadores, tiene una política claramente antisindical, y de pauperización de las condiciones laborales de unos 10.000 trabajadores, excepto de los grandes directivos, quienes gozan de fabulosos salarios.

La condena por el desacato debe ser consultada en segunda instancia ante el Juzgado Civil del Circuito de Duitama (Boyacá), existiendo de todas maneras la obligación actual para COLSUBSIDIO de reintegrar sus trabajadores, tal como lo ordenó la Corte Constitucional, y que no ha cumplido buscando conciliar económicamente estos derechos, como lo ha logrado con varios de ellos, buscando eliminar al interior de su planta de personal cualquier deseo de crear una organización sindical que luche por las reivindicaciones laborales de que son titulares sus trabajadores, pero además buscando evitar que alguien denuncie lo que ocurre al interior de la Caja, que se maneja como una empresa de lucro, que hace rato dejo de dirigir sus acciones más importantes a la atención de sus afiliados, para prestar servicios como hoteles, espectáculos, viviendas y supermercados fuera del alcance de trabajadores comunes y corrientes, y están reservados para quienes tienen una capacidad económica importante, quedado desdibujada su función social.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s